CINCO HISTORIAS SOBRE G-SHOCK - GMW-B5000 - #4 LA BELLEZA DEL GMW-B5000 | CASIO

Buscar

Personal Menu

Agregado a favoritos

FIVE STORIES ABOUT G-SHOCK FROM THE BEGINNING TO THE GMW-B5000  #4 THE BEAUTY OF THE GMW-B5000

CINCO HISTORIAS
SOBRE G-SHOCK

DESDE EL PRINCIPIO HASTA EL GMW-B5000

#4 LA BELLEZA
DEL GMW-B5000

Descubrir belleza en la resistencia.

El GMW-B5000 es un G-SHOCK completamente metálico. Este reloj no se distingue solo por su solidez,
sino que resalta la belleza característica del metal y un alto grado de perfección como producto.
Todos estos factores se combinan para sacar la belleza innata del reloj.
Este nivel de calidad, que excede todas las consideraciones de practicidad, es donde se encuentra su valor real.

Moldeado profundo y minuciosamente detallado.

El GMW-B5000 hereda el diseño del primer G-SHOCK, el DW-5000C, para lograr su forma completamente metálica. El DW-5000C se produjo originalmente con el moldeado que tenía debido al uso de resina, con su excelente capacidad de procesamiento. Lograr esta forma usando metal requirió tecnología sofisticada.

En particular, la carcasa del marco y la carcasa central, las cuales son piezas centrales para el diseño exterior del reloj, están moldeadas en formas complejas que solo se pueden obtener a través de más de diez etapas de forjado y corte. Las piezas con formas bastante desiguales, como las guardas de los botones y la parte conectora de la correa, se reprodujeron fielmente en metal. En la parte posterior, se buscó la producción de componentes de precisión para permitir un ensamblaje con detalles minuciosos. Se aplicó perforación en todo el producto para ahorrar peso y mejorar la precisión del ajuste de los componentes de amortiguación. Se buscó una particularidad inquebrantable en cada detalle, lo que incluye una estructura de botones especialmente desarrollada que combina los botones con tubos internos.

El icónico diseño de hoyuelo de la correa también se heredó del primer modelo G-SHOCK. En la búsqueda rigurosa de la belleza en el acabado, incluidos los orificios realizados mediante impresión, se empleó un proceso repetitivo de presión y pulido alternados. El sueño único de reproducir la forma característica de la resina usando metal se hizo realidad con un alto grado de perfección.

Una sensación de belleza en los detalles.

Mientras tanto, también se empleó un acabado que sacó a relucir la calidad de textura del metal. Cada componente se pulió individualmente con acabados pulidos y espejados para darle al reloj un profundo sentido de presencia y un resplandor hermoso. Particularmente con la carcasa del marco, o la “esfera” del reloj, se dedicó una gran cantidad de tiempo y esfuerzo en su producción, lo que incluyó el cambio de la dirección de pulido entre la superficie superior y los costados.

La aplicación de baño de iones y recubrimiento DLC aumentó la resistencia del reloj al desgaste y la abrasión. Con una especial atención a los detalles, incluidos los componentes que están fuera de la vista, el acabado del reloj brinda un nivel de calidad que es apto para un reloj que llevaría este nuevo capítulo de la historia de G-SHOCK al futuro.

Heredar la esfera original.

El diseño de la esfera también emplea una atención meticulosa a los detalles. Presentamos la pantalla LCD con la misma relación de tamaño que el primer modelo G-SHOCK, cuyo diseño muestra proporciones con un sentido de estabilidad. Las letras del dial, aplicadas a la cara octogonal, también siguieron el diseño original. Aunque las letras pueden variar debido a las múltiples funciones incluidas, el aspecto general es igual al del primer G-SHOCK. Con un panel solar de alta eficiencia que permite que el dial sea más opaco, lo cual brinda la interpretación fiel incluso del patrón de ladrillo, el reloj presenta un aspecto que los seguidores de G-SHOCK reconocerán.

Otro elemento familiar de este diseño particular es el marco. Mientras que los modelos de la serie 5600 (sucesores del primer modelo) tenían un logotipo G-SHOCK grabado con forma convexa, toda la superficie del marco del primer modelo era plana. El GMW-B5000 reprodujo incluso los detalles más pequeños como este, pero en metal.

Por supuesto, el diseño también asumió el desafío de evolucionar de nuevas maneras como un reloj digital. Junto con la nueva adopción de la pantalla LCD supertrenzada nemática (STN), los materiales utilizados en el panel solar se cambiaron para suprimir el reflejo de la luz externa y mejorar la visibilidad de la pantalla LCD. Además de esto, la inclusión de una luz de fondo LED completamente automática mejoró la visibilidad en lugares oscuros. La luz incluye funciones de encendido/apagado mediante difuminado, luminiscencia blanca/naranja y más. En términos de la expresividad del reloj, también logró un rápido ritmo de evolución.

Superar incluso a la obra maestra.

Han pasado 35 años desde que se lanzó el primer G-SHOCK en 1983. Luego, por fin, apareció el GMW-B5000 con su diseño cuadrado completamente metálico resistente a impactos. Este debut monumental se presentó en una selección de dos opciones: el GMW-B5000D-1 con una correa de acero inoxidable y el GMW-B5000-1 con una correa de uretano suave.

Este también fue un momento en el que el G-SHOCK, en su continua evolución en la trascendencia de los tiempos, la sabiduría convencional y las limitaciones, marcó un nuevo punto de inflexión en su historia. El emblemático DW-5000C, el primer G-SHOCK, se consideró una obra maestra. Esta fue la respuesta de G-SHOCK al desafío de crear una nueva obra maestra que trascendería incluso a la primera. En los años venideros, al igual que en el pasado, nada puede trascender al G-SHOCK, además de G-SHOCK.

[GMW-B5000D-1]

GMW-B5000D-1

GMW-B5000-1

GMW-B5000-1

CONTINUARÁ
EN LA PRÓXIMA EDICIÓN

#05 EL GMW-B5000 EN GENERAL
* Los modelos citados pueden estar sujetos a limitaciones regionales o pueden estar actualmente fuera de producción.

Select a location